MCM

MCM

miércoles, 22 de junio de 2011

Muchas veces derramamos lágrimas cuando no debemos hacerlo. Dejamos que nuestra mascara se desmorone dejando ver nuestro desdoble derrumbado. Nos centramos en hacer de todo un mundo y hacer de un mundo un todo. Miramos a través de lo nunca visto y pensamos cosas que nunca antes se nos habían pasado por la cabeza. Ese momento es denominado, punto de colapso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

La gente se obceca pierde el control de la situación y comete errores. Pero el mayor error de todos... es saber cual es el error e ignorarlo.