MCM

MCM

lunes, 4 de julio de 2011

Apreciamos solo aquello que queremos.

Dicen que nos aferramos a lo que en su momento fue la partida perfecta. Vivimos con el miedo de que todo no sea perfecto y tengamos un fallo en el patrón de lo que puede llegar a ser nuestro futuro. Vivimos rodeados de sueños, de momentos que han sido inolvidables para algunos de nosotros. No controlamos lo que puede ser al igual que tampoco supimos controlar lo que logro ser. Nos guardan un millón y medio de sorpresas esperándonos a ser descubiertas, algunas pueden llegar ha hacernos las personas más felices de la tierra, otras... solo sirven para apreciar que en el camino hay muchos baches.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

La gente se obceca pierde el control de la situación y comete errores. Pero el mayor error de todos... es saber cual es el error e ignorarlo.